Aeiouh

por Miguel Barbosa

Agarré del piso el texto que escribió Paula Castro para su muestra Aeiouh. La persona que nos había abierto la puerta de la galería Mite ensayó algunos comentarios tímidos pero se interrumpía: (…) “aunque bueno, eso lo cuenta ella en el texto”. Después subió a su oficina. La vidriera de la galería da a la Avenida Santa Fé, llovía y nos complació quedarnos solxs. No estábamos en nuestra hora más animada. El día siguiente estaríamos otra vez en cuarentena; ya bastante extraño fue decidir salir a ver una muestra, apenas puede pensar unx en algo. Rosalba decidió acompañarme a pesar de no haber logrado dormir en toda la noche. Leímos el texto juntxs de un tirón, en voz alta. Sorprendentemente algunas partes nos dieron risa. Lo que registra el texto es una sucesión de acciones, sensaciones y asociaciones que desembocaron en la muestra. Son anotaciones muy simples: “Voy al supermercado y compro lo más económico que encuentro: virulana”. Lo que pasó después es el encuentro accidental con los materiales. Las pocas ideas plasmadas en palabras son efecto de ese encuentro.

Paula copió y pintó sobre fascículos coleccionables de un banco quebrado en el 2001 y enciclopedias de arte argentino. “Pienso que es difícil aprender a dibujar como un niño sin preconceptos”,escribió. Dibujar sin saber que va a pasar entre el instrumento y el entorno. Mirar a un niño llevar a cabo esta práctica puede ser muy gracioso y enigmático. No ubico las obras que sirvieron de modelo, pero me parece que los dibujos en tinta china reproducen una mitología muy cómica. Estas obras que copia de otros artistas no son documentos históricos montados como una operación conceptual discursiva; o no son solo eso. No ingresan exclusivamente como tradición artística. Los fascículos coleccionables enciclopédicos o culturales son objetos domésticos como la virulana y las banditas elásticas; son piezas decorativas o accesorias de la casa clase media. No nos sentimos aplastadxs por argumentos. Nos paseamos entre las esculturas con un humor ligero. Nos resguardamos de la lluvia en compañía de una figura humana de virulana en posición de reposo. Están las parvas hechas de Las parvas de Malharro de enciclopedia. Creo que participamos de una escena pastoril hecha de residuos prácticamente. Es amable descansar entre cosas de las que se puede intuir el peso, el tacto. Rosalba se sienta en el piso contra la pared. Estamos algo derrotadxs, nosotrxs y las esculturas; pero lo derrotado guarda una fuerza informe. No queremos salir todavía ni retomar nuestras conversaciones.

Un rato después estoy sentado en la computadora para dar mi clase semanal en mi nuevo rol de docente. Las clases son por whatsap porque lxs alumnxs no tienen suficiente conexión para video. Las últimas salieron bastante mal. Hoy vemos algo de ciencia ficción y el famoso motivo de los libros quemados. Lxs alumnxs quieren proponer situaciones en las que quemar libros si es un acto justificado. Me alivia que hoy responden varixs, parecen entretenerse y se quedan hasta el final de la clase.